Proyecto Amor Propio – Paso 3

Posted on

Comienzo esta historia felicitándote porque estas siguiendo este reto Proyecto Amor Propio. Me emociona saber que estas en un camino de autodescubrimiento y crecimiento personal. Te garantizo que todo lo que hagas en pro de tu salud emocional siempre tendrá efectos muy positivos en cada faceta de tu vida. Si hoy te estas uniendo al reto y no leíste los dos primeros pasos haz clic aquí: Paso #1 – Amor propio, Paso #2 Me Valoro.

Los pasos que propongo en el reto Proyecto Amor Propio requieren de un verdadero compromiso de tu parte para aceptarlos, entenderlos y aplicarlos y así vivir un verdadero proceso en camino de lograr mejorar tu amor propio. Te recomiendo los escribas en una hoja de papel y los tengas a la mano, y que los leas cada día para que sea mas fácil integrarlos en tu vida.

Hoy presento el paso #3 que consiste en una acción que rara vez consideramos como importante para nuestra estabilidad.

Paso #3 – Cuido Mis Emociones

Las personas que sufren de variaciones constantes de sentimientos, y altibajos del estado ánimo sin un motivo aparente o por situaciones insignificantes son consideradas personas inestables, inseguras, que tienen poca tolerancia a la frustración y que no saben como gestionar sus conflictos. Personas así no cuidan sus emociones, y continuamente mezclan sus conflictos en las distintas áreas de su vida. Por ejemplo, trasladan sus problemas de pareja al trabajo, los problemas familiares a la pareja, y así sucesivamente.

De acuerdo al psicólogo y profesor de la Universidad de Medicina Albert Einstein, Robert Plutchik las emociones son como los colores, tienen muchos matices. Para el hay ocho emociones básicas: aceptación, ira, expectativas, rechazo, temor, alegría, tristeza y sorpresa.

La diferencia entre una persona estable y una inestable es que los primeros tiene una gran facilidad de moverse de una emoción negativa (tristeza, ira, rechazo, temor) hacia una emoción positiva (alegría, amor, entusiasmo, compasión). Si una persona no es capaz de manejar sus emociones correctamente, se sentira frustrada, enojada y generara mucho caos en su entorno.

Creo que para ser capacez de cuidar nuestras emociones primero tenemos que entender el origen de nuestras emociones negativas. Por ejemplo, si una persona de niño experimento el rechazo de sus padres seguramente como adulto tendrá problemas para relacionarse con los demás. En contraste, si una persona fue sobreprotegida por sus padres durante su infancia, probablemente tendrá poca tolerancia al dolor.

Las emociones tienen una función vital en nuestra vida, incluso las emociones negativas. Es natural experimentar frustración, enojo o dolor, de hecho al hacerlo podemos procesar mejor la dificultad que enfrentamos. Se convierte en un problema, cuando una persona decide perpetuar sus emociones negativas por días, semanas e incluso años. En estos casos se gasta energía positiva alimentando emociones tóxicas que crecen y crecen creando mucho dolor y ansiedad. Comportarnos así no es sano, no ganamos nada, no crecemos.

La buena noticia es que todas tenemos la capacidad de manejar mejor nuestras emociones, solo hay que aprender a identificarlas y procesarlas correctamente. Estos son algunos pasos que recomiendo para aprender a corregir emociones negativas:

  • Dedica tiempo a descubrir que origino la emoción negativa que experimentas con paciencia y amor propio.
  • Sé sincera contigo misma para poder vivir un verdadero proceso de autodescubrimiento en el que puedas entender un poco quién eres, que quieres y lo mas importante que no quieres.
  • En el proceso, seguramente experimentaras dolor, lloraras. Es totalmente normal, ya que estarás en medio de un proceso de sanación que te aseguro te ayudará a sentirte mejor.
  • Una vez identificada la fuente que origino la emoción negativa, recomiendo hacer un esfuerzo consciente de abrirte a la posibilidad de experimentar una emoción diferente. Deberás reconocer que alimentar y dejar crecer emociones negativas solo afectara tu estado emocional y bienestar.
  • Con una actitud de aceptación y amor, comienza a sustituir la emoción negativa con una positiva. Por ejemplo, Si estas enojada con alguien por que te lastimo, sustituye el enojo con perdón, si sientes rechazo por alguien, cambia la emoción por aceptación. Si sientes una gran frustración, comienza a experimentar amor.
  • Con práctica y constancia serás capaz de identificar mas rápida y claramente todo aquello que te quita tranquilidad y comenzarás a sustituir emociones negativas de manera automática.

El cambio comienza en ti misma, y cuidar tus emociones es tu responsabilidad, nadie hará el trabajo por ti. Eso no significa que otras personas no cometerán errores, o dejaran de lastimarte, la diferencia es que tu estarás mas y mejor equipada para procesar mejor lo que sucede, perdonar y dejar ir mas rápido lo que te molesta. La meta es que tu decidas como sentirte cada día y que no sean los eventos externos los que determinen tu estado de ánimo. Aprenderas a valorar tu estabilidad y bienestar personal, a tal punto que no estarás dispuesta a perderla por el mal humor de los demás. Distinguiras con mayor claridad las relaciones que te provocan ansiedad, estrés y dolor, y dejaras de permitir que los problemas de los demás se convierten en tus problemas.

Tu prioridad sera cuidar tus emociones, por lo que aprenderas a establecer limites sanos contigo y con los demás, expresar con claridad tus necesidades, y serás capaz de expresar las cosas que no estas dispuesta a tolerar, de manera serena y sin perder la paciencia.  Te quedara muy claro que lo mas importante eres tu, y como te sientes por lo que cuidar tus emociones será una tarea a lo largo de tu vida sin prisa pero sin pausa.

Las dejo con una cita que me encanto: “La curación es un viaje hacia el centro de uno mismo para volver a unir la mente, el cuerpo y el espíritu” – Lee Lanning

¡La próxima semana continuamos con Proyecto Amor Propio – Paso 4!

¡Sígueme en Facebook Instagram dando un clic aqui!

Si deseas recibir mis historias por email suscríbete haciendo clic aqui.

¡Fuerza!

Liliana Ary

Coach de Vida y Bienestar

  • Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Valoración*