Julio Bevione: Amor a segunda vista

Posted on

«Amor a segunda vista» fue uno de los seminarios de Julio Bevione en Houston. El nombre del seminario me intereso ya que me considero (todavía) una aprendiz del amor. Durante mucho tiempo tuve ideas erradas de como debería ser mi relación de pareja. Digamos que he sido una de esas chichas que creció con demasiadas expectativas en el amor, y que poco a poco ha ido descifrando la fórmula para encontrar el balance. Cuando Julio menciono que en el amor hay que relajarse y entender que se trata de una «situación de alto riesgo», sabía que ibamos por buen camino.

Les comparto algunas ideas de las que Julio hablo, que me parecieron liberadoras. Comencemos con dos etapas muy importantes en el amor.

Amor a primera vista: En esta etapa sentimos mucha pasión, atracción física, y ganas de estar con la pareja todo el tiempo. Nos orientamos a pedir más, a ser egoístas, a necesitar al otro, nuestro ego esta presente. Nos gusta todo de nuestra pareja, pero caemos en la manipulación, queremos controlarlo a el y a la relación. Normalmente, es la etapa que vivimos los dos primeros años de la relación.

Amor a segunda vista: En esta etapa la relación ha pasado por mucho (bueno y malo) pero seguimos juntos. El amor se fortaleció, nos volvemos más independientes, y le damos más libertad a la pareja. Sabemos que esta ahí para apoyarnos. Nos enfocamos a ayudar más  y pedir menos. Dejamos a un lado el ego, y nos convertimos en compañeros de vida. Este también  es el momento en que podemos ver los defectos y las virtudes de nuestra pareja claramente, y es cuando tenemos momentos en que lo ¡queremos ahorcarlo y salir corriendo!

¡Yo soy de las que quiere salir corriendo! cuando las cosas se ponen un poquito complicadas. Pienso que mi relación va por mal camino, que no es la persona adecuada, y que tal vez si termino encontraré a mi príncipe azul. Julio me ayudó a entender que sentirme así es normal, que una relación de pareja es complicadísima, pero que si hemos logrado llegar a la etapa de «amor a segunda vista», vale la pena continuar y trabajar en pro de la relación. Podemos elegir vivir en el drama, y brincar de una relación a otra volviéndonos adictas al amor y desendo siempre estar en la etapa de «amor a primera vista», ó decidirnos a apreciar a nuestra pareja y vivir juntos un amor comprometido.

Si nuestra decisión es continuar, debemos crear la «Energía de la Aceptación». Julio la describió asi: «No me gusta todo lo que eres ó haces pero te acepto tal cual sin esperar que cambies. Me hago cargo de mí, mis emociones, mis sueños, mi trabajo, mi vida. Dedico tiempo a crear mi felicidad personal, y así no te exijo una felicidad que sólo YO me puedo dar. Si mi pareja me ve en calma y feliz, él se calma, se serena e inspira conmigo. Entonces, la relación se transforma».

Obviamente, cada relación es diferente. Si estas en una en la que tu pareja te maltrata (física o emocionalmente), vale la pena evaluar si debes continuar en ella. No olvidemos que el amor nunca se debe vivir con dolor. Por otro lado, si tu pareja es razonable, considerada, respetuosa y además te quiere, sus defectos y desatinos pueden ser aceptados. Coincido con la idea de Julio de que: «Hay que aprender a ver las locuras de nuestra pareja con amor. Mientras más te amo y acepto, mejor la paso». Entonces podremos vivir un amor maduro y duradero. ¡Así que a relajarnos y ser felices!

Si quieres aprender más acerca de relaciones de pareja, te recomiendo el libro de Julio Bevione  «Relaciones, vivir en armonía».

Para conocer más acerca de Julio Bevione, su trabajo e información de sus próximas conferencias visita su página JulioBevione.com ó siguelo por Facebook/bevionejulio y en Instagram Bevione.

  • Share

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Valoración*