3 maneras de evitar que las acciones de los demás te lastimen

Hay un libro que todos deberíamos leer: “Los cuatro acuerdos” del escritor mexicano de origen tolteca Miguel Ruiz en el que nos comparte cuatro grandes verdades que me parece debemos tener presente cuando nos relacionamos con los demás:

– Sé impecable con tus palabras, y coherente con lo que piensas y con los que haces.
– No hagas suposiciones ni des nada por hecho, si tienes duda de algo pregunta, aclara.
– Haz siempre lo mejor que puedas para que nunca te arrepientas de nada.
– No te tomes nada personal.

El último precepto es el que quiero rescatar pues me parece vivimos en constante estrés cuando las personas que nos rodean reaccionan de manera negativa y agresiva. En la historia de hoy comparto 3 maneras de evitar que las acciones de los demás te lastimen.

1. No es tu culpa

Estoy segura que en muchas ocasiones creíste haber hecho algo mal cuando otra persona te lastimo. Es importante que entiendas que no es tu culpa, el problema no es tuyo sino de la otra persona. Hay personas que sufren de un desorden de personalidad, o de un estrés crónico que las lleva a hacer o decir cosas que te hieren. No es tu labor resolverles el problema o aguantarlas, es totalmente su responsabilidad. Lo que tu si puedes hacer para evitar ser constantemente lastimada, es tratar de identificar si estas eligiendo con cuidado a las personas que te rodean. ¿Son personas sanas y estables emocionalmente o personas que necesitan trabajar en su crecimiento personal?

2. No te tomes nada personal

Este es uno de los preceptos de Miguel Ruiz y aunque no es fácil aplicarlo vale la pena por lo menos intentar considerarlo cada vez que una persona hace algo desconsiderado. En algunos casos la otra persona no tiene la intención de lastimarte, su ofensa puede ser en realidad una distracción o un olvido. Por lo tanto es importante que siempre tengas un enfoque claro de lo que realmente está sucediendo porque tal vez la otra persona no lo hizo con mala intención.

3. Tu estabilidad es tu prioridad

Estar bien emocionalmente debe ser tu prioridad cada día. Si una persona trata de desestabilizarte dale su espacio, y tú enfócate en cosas positivas, en lo importante, en lo que te da realmente tranquilidad. No te enganches en el drama de los demás, trata de mantener una actitud positiva.

No permitas que la negatividad o mal humor de los demás determine como comienza o termina tu día. Recuerda que tu decides si tomas las cosas con tranquilidad, o reaccionas negativamente a todo lo que sucede a tu alrededor.

Las dejo con una frase de autor anónimo: “Aquel que lastima es el que más sufre, pues una persona que no sufre no tiene necesidad de lastimar”.

Si te gustan mis historias por favor compártelas para que mas personas puedan disfrutar de una vida plena, feliz y sin culpas.

¡Sígueme haciendo clic aqui!  Facebook  Instagram

Si deseas recibir mis historias por email suscríbete haciendo clic aqui.

¡Adelante y mucha fuerza!

Liliana Ary

Coach de Crecimiento Personal y Espiritual.

 

 

Share This Post

2 Comments

  1. maide mora - julio 24, 2017

    Hola como estas me gusto tu escrito me ayudaria mucho

Leave a reply